servicios

Gas Radón​

Conocer la influencia del gas radón en la salud ambiental y personal es muy importante a la hora de acometer un proyecto de arquitectura.

Desde Triglifo estamos muy concienciados con este tema, y creemos que es importante hacer una labor divulgativa dando a conocer este peligro potencial y ayudando en las labores preventivas y de mitigación.

gas radon

Que es?

El gas radón es un gas noble radioactivo con procedencia directa del uranio, que se manifiesta de forma invisible e inodora, y se suele concentrar en espacios cerrados después de emanar de las rocas y el suelo.

Esta radiación es inofensiva si se diluye en la atmósfera libre, pero en caso contrario, se convierte en un factor de riesgo en el cáncer de pulmón.

Cuando se va a construir una edificación en una zona donde el gas radón está presente, se debe hacer una medición que se expresa en Bequerelios por metro cúbico.

Como afecta el gas Radon

Se considera un nivel de riesgo alto para la salud, toda aquella concentración que iguale o supere los 300 Bequerelios/m3. Según la intensidad y el tiempo de exposición al gas radón, así se desarrollará el riesgo para la salud cuando se inhale, de forma que a mayor exposición, mayor riesgo.

A modo de ejemplo, un aumento de 100 Bq/m3 en una vivienda, supone un aumento del 10% de padecer cáncer de pulmón.

La exposición contínua a concentraciones altas, medias o incluso bajas, puede generar graves consecuencias en la salud , sobretodo en fumadores.

En personas que nunca han fumado, la inhalación de este gas se convierte en el primer factor de riesgo para padecer cáncer de pulmón.

  • En rojo, riesgo alto, se trata de zonas donde la concentración de radón en los interiores de los edificios supera los 300 Bequerelios por metro cúbico.
  • En amarillo, riesgo medio, esa concentración oscila entre los 150 y los 300 dentro de los edificios.
  • En verde, también llamada categoría 0, la concentración sería inferior a 150 Bequerelios.
  • En azul, riesgo medio-bajo, se trata de municipios con zonas de tipo bajo y medio.
  • En naranja, riesgo medio-alto, se trata de municipios con zonas de tipo medio y alto.
españa

Zonas afectadas en España

Existen zonas en las que la concentración de gas radón es más elevada, como sucede en el área de Galicia, Extremadura, y parte de la zona occidental de Castilla-León y Madrid.

Aunque, en cualquier caso, la medición habrá que realizarla de forma precisa, para saber exactamente el nivel que se concentra en cada terreno.

En el mapa predictivo de gas radón de la península Ibérica publicado por el CSN se ha establecido una leyenda de colores que determinan las zonas según la concentración del gas. Destacando por su peligro potencial las de riesgo alto, es decir, aquellas zonas en las que la presencia de gas radón podría empezar a preocupar.

normativa

Normativa que regula
los niveles de radon

Según la OMS, la medida límite para nuevas construcciones se debe establecer en los 100 Bequerelios por metro cúbico, y la medida para las construcciones existentes , se ha fijado entre los 200 y los 300 Bequerelios/m3.

En cuanto a las medidas que se han adoptado en España, son aún insuficientes al igual que la regulación, aunque el Consejo de Seguridad Nuclear recomienda la referencia de 300 Bequerelios/m3 para viviendas actuales, y establece como objetivo la medida de 100 Bequerelios/m3, para nuevos edificios o en viviendas en las que se vayan a realizar acciones de mitigación.

niveles

Como se miden los niveles
de Gas Radon

La instalación de detectores homologados es fundamental para medir los niveles de gas radón de las zonas afectadas, que suele ser bajo rasante, cada una de las plantas habitables de un edificio o vivienda, y sobre rasante, en las dos plantas más bajas y en la más alta.

Los detectores se deben instalar en aquellas zonas de la vivienda donde la presencia de las personas sea frecuente, y donde los niveles de radón se muestren con más fuerza, así como el lugar específico según la distribución de las entradas y salidas de aire, y los sistemas de calefacción, refrigeración y ventilación.

Para que las medidas de los detectores sean reales, se debe disponer de sus resultados tanto en condiciones de habitabilidad de la vivienda, con sus correspondientes soluciones de protección, en caso de haberlas, como si se tratara de una edificación vacía, para aportar resultados fiables y que ayuden a tomar las medidas posteriores de protección y solución.

Los detectores se deben mantener durante al menos dos meses para recoger toda la información relevante, aunque si se detectaran niveles altos de radón en un periodo inferior, ya se podría considerar un resultado fiable.

soluciones

Soluciones
para el Gas Radon

Existen medidas paliativas que hacen disminuir el nivel de radón de las viviendas que tienen un nivel elevado, y que se aplican en función de diversos factores como los siguientes:

  • Forma de cimentación.
  • Tipo de construcción.
  • Naturaleza del terreno donde se asienta la edificación.

Las técnicas que se suelen utilizar son:

  • Membranas o láminas antirradón: son láminas que se interponen entre el suelo y el edificio a modo de barrera del gas radón.
  • Ventilación del forjado sanitario: en caso de existir un forjado sanitario, se instalan rejillas de ventilación o un sistema mecánico de extracción.
  • Despresurización del suelo: en este caso, también ayudaría un extractor, pero la técnica en sí, consiste en poner una o varias arquetas de captación del gas y conducirlo a través de tubos hasta superar la cubierta.
  • Ventilación de los espacios habitados: no se recomienda la simple extracción porque puede producir un efecto contrario al que se pretende evitar, es decir, aumentar la concentración del gas radón. Lo que si es recomendable es aumentar la sobrepresión en los espacios para impedir la entrada de gas y en el caso de ventilar interponer recuperadores de calor para favorecer la eficiencia energética.
soluciones

Triglifo Arquitectura

Triglifo Arquitectura se ocupará de solventar este problema de manera integral. Nos encargamos de realizar la medición de la concentración del gas en su vivienda, en colaboración con entidades especializadas. En caso de que la medición supere los límites establecidos, te proponemos la solución óptima para la reducción a límites seguros, y ejecutamos la obra con las menores molestias para ti.